Ser un líder de tu equipo de trabajo es fundamental para enfrentar los retos a los que se enfrenta la compañía. El liderazgo es fundamental con el fin de lograr que los miembros del equipo cooperen entre sí para cumplir con los objetivos planteados. Por otro lado, si eres un líder excelente, entonces esa cualidad impulsará tu carrera profesional. ¿Quieres ser un gran líder en tu trabajo? La experta en liderazgo Roselinde Torres ofrece unas reflexiones para convertirse en un líder efectivo.

¿Efectividad o no en los programas de liderazgo?

Roselinde Torres junto a su equipo de trabajo realizó un estudio a 4.000 empresas, sobre la efectividad de los programas de desarrollo de liderazgo que poseía cada una de ellas, los resultados fueron sorprendentes al saber que el 58 por ciento de las empresas citadas dijeron sentirse insatisfechas con estos programas. Eso significaba que a pesar de las estrategias de formación corporativa, de las evaluaciones, de los entrenamientos y de otras alternativas utilizadas por estas compañías, nunca se pudo satisfacer y producir esa demanda de líderes al interior de más de la mitad de las empresas estudiadas. Si esos resultados fueron desfavorables a todas luces, entonces los interrogantes que las empresas se deben hacer son varios:

¿Cómo se forma un líder según Roselinde Torres?

Roselinde Torres argumenta en una de sus ponencias que el líder de hoy no es ese superhombre que protege a sus seguidores, que todo lo sabe y que todo lo puede, porque esa es una imagen que pertenece a otro tiempo; afirmando que los programas de desarrollo de liderazgo están basados para un mundo anterior a este, es decir, para lo que era y no para lo que es, en últimas están desactualizados. Uno de los grandes impedimentos para ser un buen líder es que muchos prefieren apoyarse en prácticas tradicionales de desarrollo, lo cual interfiere e implica un impedimento en su crecimiento y en su liderazgo. Es manifiesta también su preocupación en el tema de la formación de líderes, porque según las estadísticas, de cada cincuenta líderes, solo uno está realmente equipado y preparado para asumir los retos y tomar las iniciativas cruciales a la hora de enfrentar los problemas en los cuales se sumergen las empresas día a día. Torres se pregunta por qué existen tantos vacíos en los temas de liderazgo, aun cuando hoy en día hay una mayor inversión en el desarrollo del liderazgo. La respuesta a la que llega es que las empresas siguen formando a sus líderes con los viejos y obsoletos modelos del pasado, que no les ayudan ni les preparan para asumir los grandes retos del presente y del futuro, en un escenario que es cada vez más complejo, competitivo, dinámico e incierto.

Liderazgo en el siglo XXI

El mundo del siglo XXI está demostrando ser más globalizado, digitalizado, con grandes avances en el área de las comunicaciones, donde el flujo de la información es más rápido, donde la innovación avanza cada día más, y donde las cosas grandes nacen de las grandes complejidades. Siendo así, según Roselinde Torres toda empresa debe apoyarse en el liderazgo de equipo, donde los miembros se reúnen para compartir experiencias, corregir fallas, tomar decisiones, crear nuevas estrategias y para anticiparse a los acontecimientos, porque el buen líder es aquel que puede ver alrededor de las esquinas, no el que se encierra en sus propios conceptos. Ella también habla de la diversidad, de las diferencias que existen entre cada una de las personas, que pueden ser de tipo físico, cultural, social, político, religioso, etc., porque los grandes líderes entienden que el poseer una red diversa significa que esa es una fuente valiosa de identificación de patrones a niveles muy superiores, y por lo tanto también lo será en el de las soluciones, porque hay diversidad de pensamientos y de ideas. El buen líder siempre debe ser un buen generador de confianza y un excelente receptor de ideas, porque las grandes soluciones, respuestas y propuestas se obtienen de la variedad de ideas, que solo se pueden obtener cuando se escucha y se comparte con los demás. Otro aspecto que Torres destaca es la valentía a la hora de asumir el liderazgo, a abandonar esas viejas prácticas del pasado para atreverse a innovar, porque los grandes líderes se atreven a ser diferentes, no solo hablan de asumir los riesgos, sino que también lo hacen. Un gran líder en el trabajo es capaz de desligarse fácilmente de lo que le es muy fácil, de lo que le es familiarmente confiable, de salir de su zona de confort para enfrentarse a los cambios y asumir los nuevos retos, sin importarle que lo critiquen, que lo tachen de entusiasta, de ingenuo y de imprudente, porque el líder ve mucho más allá de lo que otros no pueden ver, precisamente porque su función está diseñada para asumir las complejidades que el común de las personas no están dispuestas a enfrentar por sí solas cuando se trata de conducir, guiar y dirigir a un determinado grupo de trabajo o a una empresa con el fin de que se cumplan los objetivos, que al final de cuentas eso es lo que realmente importa. En conclusión, el gran líder del siglo XXI debe prepararse para asumir las realidades del presente, y para enfrentarse a todo lo desconocido que se le pueda presentar en el mañana.

¿Quién es Roselinde Torres?

Roselinde Torres es una especialista en liderazgo,  siendo socia y gerente general en la ciudad de Nueva York de The Boston Consulting Group (BCG), que es una empresa especializada en temas de liderazgo. Torres también se desempeña en el cargo de asesor del Centro Harvard Kennedy School, para el liderazgo público y la iniciativa de liderazgo latino. Antes de integrarse al BCG, y durante el año 2006 Torres fue socio senior de Mercer Delta Consulting, ocupando cargos de liderazgo estadounidense y global. Ella también dirigió el equipo de consultoría interna de Johnson & Johnson  y Connecticut Mutual Life. Con más de 25 años de experiencia en esta materia, Roselinde Torres ha asesorado a más de 200 directores generales, altos ejecutivos y juntas directivas en temas de liderazgo, implementando nuevos diseños organizacionales, cambios de cultura e implementación de cambios a gran escala. Además, ella es ponente en foros nacionales que abarcan temas sobre la transformación organizacional y sobre el liderazgo. Siendo también autora de numerosas publicaciones que hablan sobre este tema como: Liderazgo del siglo XXI, La organización para el crecimiento, La agilidad equipo ejecutivo, Fusiones y la integración cultural, La sucesión del CEO y la nueva transición CEO.